Transición

Los lechones suelen permanecer en naves de transición desde que se separan de la madre (3-4 semanas) hasta aproximadamente los dos meses o dos meses y medio de vida hasta su entrada a fase de engorde. Se organizan en salas, capaces de albergar los lechones destetados a lo largo del periodo que dura la etapa de destete más una semana, mínimo, destinada a poder realizar el vaciado sanitario. Las salas están acondicionadas, con ventilación dinámica, calefacción y refrigeración. Los lechones se alojan en grupos, disponen de comedero y bebedero y el suelo puede ser parcial o totalmente emparrillado.